REVISTA PESCA

La Revista Pesca es un medio de información alternativo que presenta artículos, opiniones y noticias referidas a la pesca en el Perú y el mundo, con énfasis en la política pesquera, la conservación del ambiente y la seguridad alimentaria.
En 2019 cumplimos 59 años de publicación contínua en el Perú.

Las ediciones a partir del 2010 se publican en formato digital (PDF) en la siguiente página web: http://www.issuu.com/revistapesca/docs

Correo electrónico: revistapesca@outlook.com

jueves, 21 de mayo de 2020

¿FORMALIZAR? ¿PARA QUE?


Al final de esta nota se transcribe una noticia sobre formalización de empresas, la cual genera este comentario.

La pregunta es, si en este programa se ha considerado a los armadores pesqueros por cuanto de una u otra forma son empresarios que bien pueden calificar como micro empresas. Hasta la fecha solo se han hecho programas para otorgarles permiso de pesca y a eso le han denominado formalización lo cual no es exacto porque no los convierte en sujetos tributarios ni tampoco en empleadores que brinde acceso a la salud y seguridad social a sus tripulantes pescadores que tienen el derecho y la necesidad. Lo curioso es que PRODUCE es competente en Mypes y en Pesca pero ambos despachos parece que van por líneas separadas en cuanto a formalización.

Más detalles pueden encontrarse en:

Pero desde el punto de vista tributario, práctico, real, del sentir del sujeto a formalizar ¿por qué debería formalizarse? ¿Qué argumento válido está ofreciendo el Estado para convencer a un informal a volverse formal de un día para otro?

¿Acceso a crédito? Un crédito caro donde la banca paga intereses casi miserables por los depósitos pero intereses, gastos y comisiones exagerados en relación a lo que pagan y requisitos casi imposibles de cumplir para los empresarios más chiquitos. No convencen como razón para empezar a sacar RUC porque además se empieza a pagar impuestos.

¿Pagar impuestos? ¿Para qué? ¿Qué beneficio práctico obtenemos de eso? ¿Salud? Además de que siempre fueron pésimos los servicios de salud que brinda el Estado, en estos momentos de pandemia sirvieron poco y no estuvieron a la altura de las circunstancias.

¿Servicios del Estado? ¿Cuáles? Todas o casi todas las obras públicas que se hicieron con nuestros impuestos están signadas por actos de corrupción y sobrevaloradas, así que pagamos los sobornos con los cuales unos cuantos funcionarios se beneficiaron.

¿Pensiones? Las AFP han ganado mucho dinero a costa de unas pensiones, en algunos casos más bajas que las que paga la ONP que tampoco ha sido la mejor experiencia.

El sistema se defiende en base a dogma y teoría, pero ¿Cuántos peruanos informales entienden ese dogma y esa teoría que nunca les ha brindado atención ni mejoría alguna? ¿Acaso han sido debidamente educados siquiera como para exigirles que actúen y se comporten debidamente en época de crisis?

El pueblo peruano ha sido miserablemente explotado y maltratado desde el Virreynato hasta el día de hoy. Con diferentes formas y métodos pero siempre bajo el mismo sistema de que para que haya ricos y gobernantes debe haber pobres y gobernados que mientras más ignorantes son, más fáciles de manipular también son.

Estamos llegando a momentos en que el dogma y la teoría deben ser innovados o reemplazados, La gente se harta de mentiras y manipulaciones. El sistema se ha degradado hasta el punto de que no queda ya de él más que una máquina enloquecida que intenta obligar a producir para sobrevivir. Para dar salida a su producción debe obligar a los hombres a absorverla y pagar tributos para que el sistema se sostenga.

El libre mercado y la globalización no hacen sino conducir a más de lo mismo: bonanza aparente para quien más tiene y el mismo status de miseria para las grandes mayorías.

El país ha contraído un virus desde hace tiempo, más antiguo que el CIVID 19, del cual no se habla y genera una proliferación desordenada de células inútiles como los políticos y los partidos con todos sus parásitos. Ese virus asfixia al hombre–soporte, el que trabaja y produce.  El que hace vivir a todo el mundo. Pues el virus se devora a sí mismo; es su maldición. Estamos alcanzado un  punto crítico.

El tema de fondo en un sistema democrático es que las libertades que pregona son precisamente las que incuban a una clase de personas que devienen en inadecuadas e incapaces para dirigir el propio sistema.

Genera una clase política que convierte a la política y al sistema de gobierno en una forma de vida, en un sistema de guerra de guerrillas por alcanzar el poder para asegurarse a sí misma ventajas económicas y sociales que resuelvan sus propios problemas.  En esto poco o nada tienen que ver las poblaciones y grandes mayorías para quienes supuestamente gobiernan y por quienes hicieron la lucha por obtener dicho poder.

Genera una prensa que bajo el dogma de la libertad de expresión crea un poder oculto que es quien gobierna los grandes temas. Bajo el disfraz y la mentira de la expresión “opinión pública”, un grupo reducido de personas se adjudica el derecho de decir lo que le conviene al sector que representa y le conviene, tomando el concepto como si fuese la opinión real del pueblo. Nada más alejado de la verdad.

Lo cierto es que la clase política y la prensa utilizan al pueblo para sus propios fines e intereses, distorsionando de esta manera el concepto mismo de la democracia, de la república, que en el fondo significa que las personas más capacitadas son las que lideran y gobiernan, no en su propio beneficio, sino en beneficio de la comunidad a la que representan.

El hombre no es susceptible de ser gravado y manejado a capricho, no puede soportarlo todo indefinidamente: las matanzas, las guerras, los políticos, los burócratas, el deterioro de la calidad de vida, la explotación.  No puede tolerar eternamente que se le quiera suprimir el alma y la conciencia para privarlo mejor de su libertad, para hacer de él el ciudadano perfecto, embrutecido y agradecido; el ciudadano robot que reacciona sin sorpresas, el buen técnico, el buen empleado, el buen partidario político.

Es entonces cuando una civilización alcanza ese punto misterioso, impreciso, variable, a partir del cual el hombre objeto, el hombre alienado, escapa con fuerza incontenible a  los políticos, a los gobernantes, a los burócratas, para retornar a la anarquía original.

PRODUCE: 26 000 MYPES SERÍAN FORMALIZADAS CON PAQUETE DE INCENTIVOS

El Ministerio de la Producción (Produce) emitirá un paquete de incentivos para formalizar la Micro y Pequeña Empresa (Mype). En una primera etapa serían incorporadas 26 000 unidades productivas, informó Andina.

Esta iniciativa se dirige a tres grupos objetivo: personas naturales con negocio, el comercio ambulatorio alrededor de los mercados de abastos y las sociedades empresariales de más de dos integrantes.

Antonella Romero, directora ejecutiva del programa Tu Empresa, detalló que el Produce trabaja en una plataforma integral para que se acompañe, de manera digital, a los emprendedores en su proceso de formalización en el ámbito societario.

El combo de la formalización facilitará que los emprendedores se conviertan en personas jurídicas a través de la plataforma de Tu Empresa.

“Posteriormente, el acto de constitución se eleva a una escritura pública, y para ello se hizo una alianza con los notarios, con el fin de que la tarifa sea de 50 soles, siempre y cuando sean como máximo dos socios y que la empresa tenga hasta tres unidades impositivas tributarias (UIT) de capital social, y luego el trámite continúa siendo digital”, agregó.

En el aspecto tributario, declaró, se facilitará información para la obtención de RUC virtual mediante la plataforma de la Sunat y una semipresencial, para comerciantes y ambulantes.

Desde el 26 empezará la asesoría mediante la plataforma web tuempresa.gob.pe porque en esa fecha la Sunarp comenzará las revisiones y aprobaciones de las reservas de nombres digitales. Mientras que el paquete operará a partir de la primera semana de junio.


No hay comentarios:

Publicar un comentario