REVISTA PESCA

La Revista Pesca es un medio de información alternativo que presenta artículos, opiniones y noticias referidas a la pesca en el Perú y el mundo, con énfasis en la política pesquera, la conservación del ambiente y la seguridad alimentaria.
En 2016 cumplimos 56 años de publicación contínua en el Perú.

Las ediciones a partir del 2010 se publican en formato digital (PDF) en la siguiente página web: http://www.issuu.com/revistapesca/docs

Correo electrónico: revistapesca@outlook.com

jueves, 16 de octubre de 2014

La situación de la anchoveta en el mar peruano

Con Oficio N° PCD-100-522-2014-PRODUCE/IMP del 3 de octubre del 2014, el Instituto del Mar del Peru remite al Titular del Pliego su informe sobre la situación actual del stock norte centro de la anchoveta peruana y recomendaciones de manejo para el periodo octubre 2014 – marzo 2015.

Algunos datos interesantes son los siguientes:

“IV. OTRAS ESPECIES OBSERVADAS DURANTE EL CR.1408-10: Se observaron un total de 68 especies diferentes, siendo las más importantes, en términos de peso, la anchoveta (35.5%), la múnida (20.2%),la caballa (10.5%), la chilindrina (8.9%), la cachema (9.5%), la samasa (5%) y otras especies 11.2%.

Cabe destacar que el rubro otras especies estuvo inusualmente conformado por 61 especies diferentes, contándose entra ella peces costeros (32 especies) como el pampanito y el espejito; peces transzonales (4) como el jurel y el bonito; peces mesopelágicos (3 especies) como la vinciguerria y los mictófidos; peces demersales (2 especies) como la merluza y las lenguetas; invertebrados (15 especies) como la pota y el calamar y organismos zooplanctónicos (5 especies) como las medusas y salpas.

Espacialmente se pudo observar una mayor riqueza de especies en la región norte del mar peruano, coincidiendo con una menor biomasa de anchoveta, mientras que en la región centro la riqueza fue menor. Según distancia a la costa, la riqueza de especies fue mayor dentro de las 10 millas”

La lectura simple de lo anteriormente transcrito deja las siguientes interrogantes

1.     ¿Cómo deja a la tesis de que la anchoveta es la especie forraje y constituye el primer eslabón de la cadena trófica, es decir que las demás especies se alimentan de ella? Porque a menor biomasa de anchoveta, según el informe, mayor disponibilidad de otras especies en el norte. ¿Es qué el alimento principal de estas especies no es la anchoveta? ¿Cuál es?

2.     Existiendo otras especies en volúmenes no cuantificados en el informe, pero dentro de las 10 millas, es razonable que las embarcaciones cerqueras industriales operen fuera de las 10 millas para prevenir su extracción ¿O no lo es?

3.     Siendo las biomasas de estas especies no muy abundantes, ¿no debería regularse su extracción estableciendo una tasa máxima anual de captura para cada una de ellas?

“La biomasa del stock norte centro es de 1.45 millones de toneladas. Tradicionalmente ha sido de entre 6 a 10 millones en los últimos años

La situación actual del stock norte centro de la anchoveta peruana es crítica. Se trata del segundo valor de biomasa más bajo observado desde 1994. El análisis de la información pesquera, específicamente la referida a la intensidad de explotación, permiten concluir que esta situación no es atribuible a una probable sobreexplotación. Mientras las biomasas se han mantenido relativamente estables, la magnitud de explotación se ha ido reduciendo a través de los años.

La normalización de las condiciones ambientales va a depender del comportamiento del ambiente, situación que parece no ocurrirá en el plazo inmediato.

El origen de esta situación son las condiciones ambientales anómalas que se han manifestado en el frecuente y sostenido arribo de ondas Kelvin, en la intromisión de aguas cálidas poco favorables para la anchoveta y en la notoria disminución en la productividad del mar peruano. Esta situación no fue previsible en el corto plazo ni es atribuible a una probable sobreexplotación.

Recomendación: mantener suspendidas las actividades extractivas del recurso anchoveta en la Región Norte Centro hasta la normalización de las condiciones ambientales y la recuperación del stock”

Comentarios:

1.     El informe exonera a la flota pesquera y al Estado de toda responsabilidad en la disminución del stock al afirmar con toda precisión en dos momentos del documento que no es atribuible a sobre explotación.

2.     Culpa a las condiciones ambientales anómalas; pero es bien sabido que hace tiempo existen informes y corrientes de opinión mundiales respecto a los efectos del cambio climático y la acidificación de los océanos sobre la pesca. ¿Se han tomado algunas medidas precautorias o de previsión tanto por parte del Estado como de la Industria para mitigar los impactos del cambio climático y de la acidificación de los océanos? ¿Podemos afirmar que lo ocurrido con la anchoveta, además del efecto de las ondas Kelvin no tiene relación con el cambio climático y la acidificación de los océanos? Porque el informe expresa que la productividad del mar peruano ha disminuido; pero no dice porqué razones ni tampoco si esto era previsible con una orientación adecuada de la investigación científica en los últimos años, que concluya en adecuadas recomendaciones y sugerencias tanto al Estado para efectos regulatorios, como a la industria para que evalúen cambios en sus modelos de negocio.

3.     ¿Cuál es la situación del stock sur y qué va a pasar con las medidas regulatorias vigentes sobre la extracción en dicha área de nuestro dominio marítimo?

Más allá de culpas, responsabilidades y omisiones, la realidad es que ante una biomasa tan pobre de anchoveta, lo más probable es que no haya cuota de captura para la temporada que viene. A menos que aparezca un nuevo informe que contradiga al actual y muestre que la biomasa de anchoveta creció.

Curiosamente esta situación, para quienes la recuerdan, es bastante similar a lo ocurrido con la merluza a fines de la década de los noventa. Guardando algunas distancias entre ambas situaciones, tiene  curiosas similitudes.

Esto significa que el Estado y la Industria tienen que sentarse a evaluar la situación, discutir alternativas de manejo para mitigar el impacto sobre la industria y el empleo, y conversar sobre la conveniencia y/o necesidad de un cambio de modelo no solo de la gestión pesquera, sino del negocio pesquero. Las experiencias de la sardina y de la merluza deberían explotarse en este análisis que se convierte en indispensable dada la magnitud del problema.


Las grandes inversiones en compra de empresas reductoras de harina que ocurrieron en el pasado reciente, van a sufrir el impacto de este escenario que la naturaleza nos impone.